Sunday, August 17, 2014

Testimonio desde Irak "No nos dejan salir y solo nos dan una opción, islam o muerte”

Lo que está ocurriendo en Irak tiene visos de convertirse en un drama histórico que acabe con dos comunidades con unas raíces en esta tierra que se remontan a más de 2.000 años. Bajo el régimen del terror, los islamistas del Estado Islámico están poco a poco consiguiendo su objetivo de 'limpiar' a su paso todo rastro de todo aquello que suene a cristiano o a yazidí. Estas dos minorías religiosas están siendo literalmente masacradas y sólo ante unas matanzas y una barbarie pocas veces vista la comunidad internacional se ha lanzado a intentar frenar lo que se está convirtiendo en un genocidio.
Este sábado, los yihadistas mataban a sangre fría a más de 700 yazidíes al negarse a convertirse al islam. Además, los terroristas se llevaron a las mujeres y a los niños de estas comunidades. Este tipo de masacres se están convirtiendo en algo normal. Un día les toca a los cristianos y otro día a ellos.
Este estado de terror y las abominables modos de acosar y asesinar del Estado Islámico ha provocado la huida de cientos de miles de iraquíes, que intentan llegar a las zonas seguras del Kurdistán o a Bagdad, en muchos casos como una mera escala para salir del país que les vio nacer. Este éxodo ha provocado además una gran crisis humanitaria. Los que no mueren o son sometidos a manos de los islamistas deben sufrir las temperaturas de más de 50 grados, la falta de agua y de comida. Y por ende la muerte.
ADVERTISEMENT
Ante esta situación, muchos sacerdotes siguen permaneciendo en Irak a pesar de la persecución. Uno de ellos, el argentino Luis Montes, relata desde Bagdad el drama que están viviendo todos aquellos refugiados a los que está albergando. Este sacerdote del Instituto del Verbo Encarnado quiere contar las historias concretas de todos aquellos iraquíes que están sufriendo la barbarie islamista para que todo lo que están sufriendo "no se pierda en las estadísticas".
"El número de víctimas en Irak es escalofriante. El daño que se está produciendo a estas vidas, a este país y en definitiva al mundo entero es irreparable. Es una tragedia que no tiene nombre", afirma el padre Montes, testigo de todo lo que está ocurriendo.
Por ello, ha recogido el testimonio de los propios iraquíes para que el mundo conozca lo que allí ocurre y no abandone a su suerte a estas minorías. La presión internacional es clave para que los países occidentales se impliquen en el conflicto.

"¿Qué hemos hecho para merecer esto?"

Saadia, una refugiada iraquí que consiguió llegar a Bagdad afirma que "nuestra zona se vio afectada, vi morir a tres personas. No podemos soportarlo más, estamos en el punto de mira. No queremos morir, queremos vivir. No queremos que nos quiten nuestra tierra porque tenemos derechos".
Otro cristiano, Joe Hanna, cuenta desesperado que "muchos de mi familia todavía están atrapados allí, ¿por qué? ¿Por qué? Todos mis parientes están allí esperando, ¿qué hemos hecho para merecer esto? Los amenazaron con que tenían que ceder o convertirse al islam".
Otra refugiada llamada Fanni relata otro de los dramas de lo que está ocurriendo, el de los huidos que se esconden en las montañas para no ser atrapados por el Estado Islámico. "Decenas de familias con niños y bebés están en las montañas con niños muy pequeños. Nos dijeron que estarían cuatro días. No tenían nada que comer, sólo comían el trigo del campo. Hay que salvarlos. Aquí nosotros estamos bien, no necesitamos nada. Por Dios, ¡hay que traerlos de vuelta!", clama esta mujer.
Pero además el padre Montes cuenta la historia de una de las familias que ha llegado huyendo del Estado Islámico, "par así poner rostro a la tragedia" y ver un ejemplo de la magnitud de la tragedia que están viviendo miles de familias.
"Hoy vinieron a verme dos mujeres para pedirme el certificado de bautismo de varios miembros de sus familias -relata el sacerdote que permanece en Bagdad-. Es un certificado que necesitan para pedir la visa para dejar el país".
Estas mujeres viven cerca de Bagdad pero tienen parte de su familia en Qaraqosh, la mayor ciudad cristiana de Irak y tomada por los islamistas. Sabiendo que llegaba el Estado Islámico parte de la familia abandonó la ciudad pero tres de ellos no pudieron. Una de las personas era muy anciana y está enferma por lo que se quedó con ella uno de sus hijos y la mujer de éste.

"Esperan a que cedan o mueran de sed"

"Los terroristas los visitan diariamente para presionarlos para que se conviertan al islam. Hablan con el hijo de esta señora y viendo su negativa una y otra vez le dijeron que le daban unos días, pero que si no se convertía se llevarán a su mujer para dársela a uno de los combatientes y lo matarán a él y a su madre", relata el testimonio contado por la familia de estos tres cristianos.
En cuanto pudieron conseguir un coche intentaron huir los tres, pero los islamistas los interceptaron a la salida de la ciudad y les obligaron a volver. Y es que los cristianos que no lograron huir antes de la toma de la ciudad ahora no pueden salir. "Solo les dan una opción: o islam o muerte", afirma el padre Montes.
El panorama que les queda allí no es nada esperanzador. La familia contó al sacerdote que sus familiares ahora "no pueden salir de la casa porque si sale la mujer sola se la llevan; si sale el hombre solo entran a la casa y se llevan a su mujer. Y si salen los dos juntos toman la casa y dejan a la madre en la calle o la matan".
Por ello, los terroristas están simplemente a la espera. Apenas tienen electricidad y la poca comida que les queda se les está acabando. Y al no poder salir no pueden comprar nada. "Los han cercado en su propia casa esperando a que cedan o mueran de hambre y sed", afirma el sacerdote.
Los familiares que consiguieron llegar a Bagdad alertan además de que las familias cristianas que no consiguieron salir de Qaraqosh son más numerosas de lo que se ha dicho. Serían unas 150. De este modo, el sacerdote afirma que con estos testimonios espera que la comunidad internacional intervenga. "Esta es solo una historia real de las miles que se viven en Irak en estos momentos. Es una historia que tenemos que recordar cuando escuchemos los números que se manejan". (via LD)
- Seguir leyendo: http://www.libertaddigital.com/internacional/oriente-medio/2014-08-17/el-drama-que-llega-de-irak-no-nos-dejan-salir-y-solo-nos-dan-una-opcion-islam-o-muerte-1276526074/

0 Comments:

Post a Comment

Links to this post:

Create a Link

<< Home